Reencuentro de Juan Falú con su público en el Teatro Picadero.

El reencuentro está programado para el domingo 4 de abril .

Juan Falú es un músico de formación autodidacta, considerado como referente de la música argentina, en su doble condición de compositor e intérprete.

Por Laura Otero

Obtuvo el Premio Nacional de Música 2000, y el Premio Trayectoria del Fondo Nacional de las Artes, otorgado por el gobierno de su país. Fue distinguido como Personalidad Destacada de la Cultura por la Legislatura de Buenos Aires.

Su trayectoria mereció el reconocimiento de la Legislatura de la Nación, en 2019.

Recibió el Premio Clarín a mejor artista de música folklórica argentina en 2001 y 2007, el Premio Perfil y el Premio Gardel, al que fue nominado en seis ediciones.

Sus obras para guitarra recrean las raíces musicales argentinas, siendo además creador de canciones que integran el repertorio de destacados intérpretes del folclore argentino. Como intérprete, Juan Falú revela un profundo conocimiento de las músicas de su tierra, proyectándose desde la raíz hacia nuevos horizontes y con una reconocida capacidad de improvisación. Ha ofrecido conciertos en prestigiosas salas de alrededor de 40 países de las Américas, Europa, Asia y África, durante 34 años. Parte de su obra musical se editó en Argentina, Francia, Bélgica, EEUU y Costa Rica.

Fue docente en la Universidad de San Martín y en el Conservatorio Manuel de Falla de Buenos Aires. En ambas instituciones ha impulsado, respectivamente, la creación de la Licenciatura de Música Argentina y la Carrera de Folclore y Tango. Integró el Directorio del Fondo Nacional de las Artes de la República Argentina, desde el año 2005 hasta el 2016. Es fundador y director artístico del festival Guitarras del Mundo, considerado el mayor encuentro internacional de su género.

Recibió la distinción Honoris Causa, por la Universidad Nacional de San Martín, Argentina.

Conversamos con Juan Falú, antes del reencuentro en el Teatro Picadero.

-Cuál es la propuesta de reencuentro con el público para el domingo 4 de abril en el Picadero?

Para esta presentación tengo previsto mezclar en un repertorio algunos temas de mucha data con otros que salieron en pandemia, por suerte tuve una actividad creativa importante durante la pandemia, así que algo de eso voy a mostrar. Entre esas nuevas composiciones, algunas son instrumentales y otras con letras. Espero con muchas ganas esa presentación que va a ser el segundo reencuentro con el público en Buenos Aires, porque ya tuve uno hace un mes en el CCK, porque el aislamiento artístico, más allá del personal y social, fue el más difícil de todos. Perder ese vínculo con el público que es un alimento insustituible para la vida profesional y artística de uno. Incluso lo que se hizo en forma virtual que fue creciendo muchísimo, nos deja siempre con esa sensación de esa ausencia, la ausencia del público escuchando y vibrando con los cuerpos cercanos y la música de ida y vuelta entre las personas, así que eso es fundamental. Yo no me resigno a esa virtualidad y ni siquiera a la idea de que esa virtualidad llegó para quedarse. Tal vez sí, pero no para sustituir estas situaciones de comunión, así que para mí es importantísimo y creo que para todas las personas que llevan una vida artística.

-Qué te sigue convocando a la hora de tomar la guitarra, tocar y componer?

En mi carrera que ya es bastante larga, comenzó con un concierto allá en el ‘63 ya son… a van a ser  58 años y me sigue convocando lo mismo de siempre. Una pasión por la música y haber encontrado la posibilidad de interpretarla a través de un instrumento. Y a mí me reaviva esa pasión el hecho creativo. Si no estuviese el hecho creativo, me sentiría repitiendo un estereotipo, tal vez, un repertorio, la creatividad ayuda muchísimo a que la pasión esté viva. Y cuando digo creatividad, no sólo me refiero a crear música, sino a crear modos de interpretarla, sonidos, rimas, la posición de uno como intérprete, cierta madurez que se puede introducir con una mayor paz al momento de tocar.

-Qué esperàs que se lleve el público de este nuevo reencuentro? Para este reencuentro lo que quiero decir es que quienes deseen ir vayan confiados en que se van a respetar las normas protocolares de la pandemia y que van a poder estar junto a las personas que integren su grupo de relación, se está previendo eso allí. Y yo espero que se lleven de ahí la idea de que uno está de pie, con muchas ganas, con nuevas ideas y con posibilidades de crecimiento y, de alguna manera, se lleven en ese sentido, un mensaje esperanzador de que se puede sobrevivir a las situaciones de crisis desde los esfuerzos individuales y los comportamientos sociales y que una ocupación artística puede ser una enorme tabla de salvación en estas situaciones con un mensaje esperanzador

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *